Seleccionar página

XXXII Jornadas Nacionales de Delegados de Migraciones

XXXII Jornadas Nacionales de Delegados de Migraciones

entreculturas91_2-300x168-7526153Con el título de Propuestas operativas: itinerarios formativos en la Pastoral de Migraciones, se celebraron en Madrid, del 4 al 6 del pasado junio, las Jornadas Nacionales de Delegados de Migraciones, que contaron con 55 participantes, procedentes de 35 diócesis, y de 11 nacionalidades distintas.

Monseñor Ciriaco Benavente, Presidente de la Comisión Episcopal de Migraciones dio la bienvenida, agradeció la labor realizada y animó a participar con ilusión. Entre sus palabras cabe destacar: “Ya decíamos los obispos hace dos años que «los inmigrantes estaban siendo las primeras víctimas de la crisis». Los últimos recortes afectan de manera especialmente grave a los inmigrantes «sin papeles», que como algunos habéis puesto de relieve no son solo los que llegaron sin permiso, sino también otros que llevan años viviendo aquí, que han trabajado y cotizado, que mantenían su permiso en regla, pero que debido a la crisis y al desempleo prolongado no han contado con los plazos necesarios para renovar su documentación. Han sido muchas las voces que se han levantado denunciando la retirada de la tarjeta sanitaria, quedando desprotegido el derecho a la salud, que por ser un derecho humano universal, ha de ser accesible a todos los hombres. «Para la Iglesia, el emigrante, independientemente de la situación legal, económica, laboral en la que se halle, es una persona con la misma dignidad y derechos fundamentales que los demás, es un hijo de Dios. En situaciones como la que estamos viviendo, en que tener un puesto de trabajo es un bien que escasea, es fácil que surjan, incluso en nuestras comunidades cristianas, quienes hacen culpables a los inmigrantes de todo. Tendremos que estar atentos porque estas actitudes pueden ser caldo de cultivo donde se incuban la xenofobia y el racismo. Precisamente, cuando el mundo se ha convertido en la aldea global y cuando uno no es suficientemente «progre» si no se define como «ciudadano del mundo», la emigración sigue siendo para muchos un exilio”.
También estuvo monseñor Jose Sanchez anterior presidente de la Comisión, que hizo alusión al cambio que observa en la inmigración en España y en Europa, y la necesidad de nuevos planteamientos para atenderla por parte de las nuevas generaciones ante los retos que se presentan.
El tema de las Jornadas se enmarcaba en el “paraguas” de la nueva evangelización y la necesidad formarse mejor para todos los que trabajan con emigrantes. Tras la intervención de Jose Luis Pinilla sobre la realidad migratoria en España, Vicente Riesgo, presidente de la Academia Española de Formación en Alemania, además de dar unas pinceladas sobre la nueva emigración española, expuso la larga y buena trayectoria del trabajo realizado con los emigrantes españoles, especialmente con los padres, y el éxito obtenido por sus hijos en los estudios y en el logro de la integración. También intervino el catedrático de la Universidad de Salamanca Francisco Andrades sobre el marco parroquial de la emigración y monseñor Novell, obispo de Solsona, que habló sobre la realidad juvenil –emigrantes o no– en la Iglesia española.
La parte más trabajada de las Jornadas (dirigida por Fidel Romero, Jose Luis Lastra y José Luis Pinilla) fue la elaboración por parte de todos los asistentes de nuevos itinerarios para la formación de agentes de pastoral migratoria que ha dado lugar a un libro de próxima aparición.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Último número publicado

Novedades

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, haga click en el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies